30 de enero de 2019

El Secretario General del Tesoro señala que aprobar los presupuestos tendría efectos positivos en la valoración exterior

  •  España consolida la confianza de los inversores internacionales por el crecimiento diferencial y el compromiso con la corrección de desequilibrios
  • Durante la comparecencia en la Comisión de Presupuestos en el Congreso de los Diputados, Carlos San Basilio recalca que España está muy bien preparada para la normalización de la política monetaria

El Secretario General del Tesoro, Carlos San Basilio, ha comparecido hoy ante la Comisión de Presupuestos del Congreso de los Diputados para dar respuesta a los grupos políticos sobre la estrategia de financiación del Tesoro en 2019. Los principales mensajes de su comparecencia son:

La aprobación de los presupuestos tendría efectos positivos

La aprobación de los presupuestos daría estabilidad, ya que combinan la consolidación presupuestaria con políticas que impulsan el crecimiento. Los presupuestos incluyen un importante ajuste estructural del déficit.

Tendría también efectos positivos en la valoración exterior, incluidas las agencias de rating, que los consideran un factor relevante. También la Comisión Europea ha señalado que es positiva su aprobación. 

Confianza de los inversores

El Tesoro está constatando la confianza de inversores nacionales e internacionales. Es especialmente relevante el creciente interés de inversores asiáticos.

Esta recuperación está motivada por el sólido crecimiento de España, certificado la pasada semana por el Fondo Monetario Internacional y el compromiso con la corrección de desequilibrios, especialmente el déficit y la deuda pública.

España está preparada para la normalización de la política monetaria

Esta situación se asienta en un cuadro macroeconómico equilibrado y sostenible que puede seguir atrayendo inversores.

Asimismo, se ha ido cambiando la composición de la deuda en los últimos años mediante el alargamiento de la vida media de la deuda en circulación, aprovechando las buenas condiciones de financiación y el aumento de inversores no residentes. El Tesoro prevé que en 2019 se mantengan bajos los costes de financiación, en torno al 0,65%.

Todos estos factores posicionan en buena situación al Tesoro y le cubren frente a posibles subidas de los tipos de interés.

El Tesoro prevé realizar una emisión neta de 35.000 millones en 2019. El pago de intereses se estima que ascienda a 31.400 millones de euros.

COMPARTE ESTE CONTENIDO

Si usted no puede visualizar este contenido, puede hacerlo a través de Facebook