Ministerio de Economía e Competitividade - Goberno de España

Estás en:

20 de July de 2012

El Eurogrupo aprueba la asistencia financiera para la banca española.

El Eurogrupo ha dado hoy el visto bueno definitivo al programa de asistencia a España para la recapitalización del sector financiero. Se trata de un préstamo de hasta 100.000 millones de euros en condiciones muy ventajosas, que permitirá un saneamiento profundo de la banca española, como condición esencial para la recuperación de la economía y la creación de empleo. El paso dado hoy representa un ejemplo de unidad política entre los 17 países de la Eurozona en la dirección de consolidar la moneda única como proyecto común.  Para España significa un compromiso de consolidación y mejora de la solvencia del sector financiero.

El acuerdo consta de los siguientes documentos:

a) Memorando de Entendimiento (MoU en sus siglas en inglés) con las condiciones específicas para el sector financiero.

b) Acuerdo Marco de Servicio de Asistencia Financiera (FFA en sus siglas en inglés) con las condiciones del préstamo.

c)  Decisión del Consejo Europeo dirigida a España sobre medidas específicas para reforzar la asistencia financiera.

Adicionalmente, se han acordado con el Fondo Monetario Internacional unos Términos de Referencia (TOR) sobre el papel de esta institución en el contexto de la asistencia financiera a España. Se incluye también el Acuerdo del Colateral con Finlandia suscrito el pasado 16 de julio entre el Fondo de Garantía de Depósitos y dicho país.


Memorando de Entendimiento

a) Hoja de ruta (“Road map”). El programa tiene una duración de 18 meses; es decir, finaliza en diciembre de 2013. En julio de 2012 estará disponible una cantidad que podrá llegar a 30.000 millones de euros para hacer frente a las necesidades de financiación que puedan presentarse, especialmente, en las entidades nacionalizadas. En septiembre, se conocerán las necesidades de capital para cada entidad, de acuerdo con la evaluación en marcha. Las entidades se agruparán en cuatro categorías: las que no necesitan capital, las nacionalizadas, las que necesitan capital y ayuda pública y las que necesitan capital y lo pueden cubrir con sus propios medios. Antes de mediados de octubre, las entidades deberán concretar sus planes de recapitalización y aquellas que requieran ayuda deberán presentar un plan de reestructuración.

b) Condiciones para las entidades que reciban ayuda. De acuerdo con la normativa europea de ayudas de Estado, los bancos en esta situación deberán contribuir a su reestructuración con sus propios recursos tanto como sea posible, incluyendo la opción de que los accionistas titulares de instrumentos híbridos y deuda subordinada puedan asumir pérdidas. Las entidades podrán vender participaciones, activos no estratégicos y suprimir oficinas y empleados. Se impondrán restricciones a la remuneración de directivos y miembros del consejo de administración, en línea con lo ya previsto en la legislación española. Por último, se prevé la creación de una Sociedad de Gestión de Activos.

c)  Condiciones horizontales para el sector. Todos las entidades, reciban o no ayuda, tendrán que alcanzar un ratio de capital de al menos el 9%. Se procederá a la revisión del actual marco de dotación de provisiones antes de diciembre de 2012. Deberán introducirse mejoras en el gobierno corporativo de las cajas y bancos comerciales y en los requisitos de información. El Banco de España refuerza sus competencias en materia de sanción y licencias y mejorará los  procedimientos de supervisión. Se establecerá un marco normativo para la resolución ordenada de entidades no viables. Por último, se prevé un refuerzo del FROB y del Fondo de Garantía de Depósitos y de la normativa de protección a los consumidores.

Contenido del FFA

El volumen máximo del préstamo será de 100.000 millones de euros. La cantidad exacta que se va a utilizar se conocerá una vez termine el análisis banco a banco. Estará disponible hasta diciembre de 2013, con lo que se prevé que pueda haber operaciones de recapitalización hasta junio de 2013. El derecho de cobro del fondo que presta, es decir, la Facilidad Europea de Estabilidad Financiera (FEEF) no tendrá la condición de acreedor preferente respecto de otros compromisos del Reino de España. Cuando se transfiera el contrato al fondo permanente, es decir, al Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE), este tampoco adquirirá el estatuto de acreedor preferente.

A finales de julio estará disponible un primer tramo de 30.000 millones de euros. El resto se irá desembolsando por tramos de acuerdo con el calendario previsto en el Memorando de Entendimiento. El tipo de interés es variable, revisable cada seis meses y llevará aparejado una serie de gastos y comisiones. El vencimiento medio será de 12,5 años con un plazo máximo de 15 años. El FROB es agente del Estado en este contrato.

COMPARTE ESTE CONTIDO

Síguenos en ...

2013 ® Ministerio de Economía e Competitividade